Tema 3
Temario antiguo (1993)
La diversidad del medio geográfico en el planeta. La interacción de factores ecogeográficos
Volver
Resumen

Concepto de diversidad

     La superficie de la Tierra no es uniforme, ni en toda ella existe las mismas características. Cada uno de los espacios en los que se desarrolla la vida de una forma equilibrada, entre animales, plantas, suelo y clima, se llama ecosistema.

     Las condiciones climáticas, edáficas y de competencia por el medio entre las especies, pueden cambiar.

Factores que influyen en la diversidad

     Los factores que influyen en la diversidad de la naturaleza, y cuyos umbrales son decisivos para establecer el equilibrio ecológico son: el suelo, el clima y la asociación entre especies, o biocenosis.

El suelo

     El suelo resulta de la descomposición de la roca madre, por factores climáticos y la acción de los seres vivos. Esta condición de compuesto organomineral es lo que le permite ser el sustento de multitud de especies vegetales y animales.

     El suelo se clasificar según su textura o su estructura.

     En el suelo se distinguen tres horizontes: el horizonte A, el B y el C.

     Por sus características biológicas los suelos pueden ser: suelos mull, o de humus elaborado. Suelos mor, o de humus bruto. Suelos moder, con un tipo de humus intermedio entre el mull y el mor. Suelos de turba que están formados en condiciones anaeróbicas.

Tipos de suelo

Los suelos no evolucionados

     Estos son suelos brutos muy próximos a la roca madre. Apenas tienen aporte de materia orgánica y carecen de horizonte B.

     Pueden ser: regosoles, si se forman sobre roca madre blanda, o litosoles, si se forman sobre roca madre dura.

Los suelos poco evolucionados

     Los suelos poco evolucionados dependen en gran medida de la naturaleza de la roca madre. Existen tres tipos básicos: los suelos ránker, los suelos rendzina y los suelos de estepa.

Los suelos evolucionados

     Estos son los suelos que tienen perfectamente formados los tres horizontes. Los suelos típicos son: los suelos pardos, lixiviados, podsólicos, podsoles, ferruginosos, ferralíticos, pseudogley, gley y halomorfos.

El clima

     La posibilidad de desarrollo de una especie depende, también, del clima. El clima depende de la cantidad de radiación solar, por unidad de superficie, que se recibe en una determinada latitud, y su posición respecto a las masas de agua.

     Además, el propio desarrollo del suelo y la vegetación modifican las condiciones de humedad y temperatura de una región, la recepción de luz y el régimen de vientos, creando fitoclímax y pedoclímax, definiendo topoclimas e incluso microclimas.

La biocenosis

     Todos los animales, vegetales y microorganismos que viven en un determinado país forman un biosistema. Sus relaciones de dependencia, alimentación y desarrollo forman comunidades que llevan el nombre de biocenosis. Una biocenosis es, pues, todos los seres vivos que coexisten en un país y las relaciones que se establecen entre ellos.

     Dentro de cada biocenosis existe, como norma general, una especie vegetal que destaca sobre las demás por su presencia y abundancia. Esta especie se desarrolla casi independientemente de su cortejo. El cortejo lo forman todas las especies que comparten unas condiciones generales de vida.

     En la biocenosis se dan diferentes grados de sociabilidad, dependiendo de la densidad de especies de un mismo tipo en un lugar.

     Cada comunidad biocenótica tiene una estructura horizontal, la sociabilidad, y una estructura vertical, o estratificación.

     Entre las especies se establecen diferentes tipos de relaciones de interdependencia, que pueden ser: de competencia, por el espacio, el alimento, la luz o el agua, o de dependencia.

     Destacamos la cadena trófica. En una comunidad biocenótica existen especies productoras, especies consumidoras y especies descomponedoras.

     A las relaciones que establecen estas comunidades con el medio, el clima, la litología, el agua, el suelo y el topoclima, se le llama ecosistema.

     Los ecosistemas tienden al equilibrio entre las comunidades biocenóticas y el clima y el suelo.

Las grandes biocenosis terrestres

País polar y subpolar

     Estas son las regiones frías de la Tierra. Aquí nos encontramos con dos tipos de biocenosis: la tundra y la taiga.

El país templado

     Esta es la región de los climas templados propiamente dichos. Aquí nos encontramos con: el bosque caducifolio, típico de Europa, y el bosque mixto de planifolias y coníferas.

La fauna de los países templados

     La fauna de los bosques templados está sometida al ritmo de las cuatro estaciones. Los fenómenos más característicos son la hibernación y la migración.

El país templado cálido

     Esta es también una zona de clima templado, pero ya en la zona de transición con los climas tropicales. En ella podemos diferenciar dos biocenosis fundamentales: el bosque mediterráneo y el subtropical húmedo.

El país continental: la estepa

     El clima continental genera formaciones de estepa, en la que dominan las gramíneas y escasean los árboles.

El país árido

     El país árido contiene varias características limitantes para el desarrollo de la vegetación, los suelos y la fauna: falta el agua, las temperaturas extremas y los vientos fuertes y violentos.

El país tropical

     El país tropical se caracteriza por tener dos estaciones, una seca y otra húmeda, pero además, las temperaturas son altas durante todo el año. Distinguiremos la estepa con espinosos, el matorral espinoso tropical y el bosque tropical seco y monzónico.

El país ecuatorial

     El clima ecuatorial se caracteriza por las altas temperaturas y las frecuentes precipitaciones, pero además, por su estabilidad. Los suelos más comunes son los ferralíticos, a menudo con caparazón, muy lixiviados, con poco humus y ácidos. Distinguiremos: los bosques ombrófilos y semiombrófilos, el manglar y la sabana.

Modificaciones antrópicas de la biocenosis

     A lo largo de la historia el hombre ha sabido utilizar diferentes especies de la naturaleza como recurso para procurarse alimento, vivienda, vestido, medicinas y confort.

     Las primeras modificaciones vienen de la mano de la agricultura y la ganadería. Este proceso supuso la selección de determinadas especies, que llevó a la introducción de especies alóctonas en países donde no existían los frutos considerados como recurso.

     Pero en el siglo XIX aparece el modo de producción capitalista industrial. Esto implica una nueva selección de especies cultivadas, menos variada.

Tema completo

  Agradezco cualquier comentario

Volver
 Volver a la página principal

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Se autoriza el uso con licencia GFDL.

Web recomendada Enciclopedia Libre en Español


Tweet